13 de julio de 2010

Anna Wieser (1981)

Te quería escribir

Te quería escribir que no me diferencio
en nada de los conductores de autobús de las putas
de los vendedores de gafas de los borrachos de mi barrio
de los limpiabotas y de los tipos de las barreras del aparcamiento
Cambio de posición de acostada a sentada y al revés
aparento que escribo aparento que escucho
miento a cada paso y dejo huellas con las manos sucias
cuelgo cabeza abajo para darle la vuelta a una promesa

Veo a gente en la tele veo a gente delante de la tele
Cómo se llenan de se meten se joden en carreras
porque alguien les dijo que en la meta pueden sentir algo
sentir algo sentir algo

Veo madres cubriendo a golpes a sus niños
Niños cubriendo a sus madres con compresas de cinismo
Empiezo a parecerme más a mí misma a los ojos de un perro
Vuelvo y pienso que este día no ha sido de los peores
que mañana volveré a sentarme aquí sola
Ves no me diferencio en nada de ti

De Delta

2 comentarios:

Gemma dijo...

Estupendo poema desolado. Esta carta al lector que busca ablandarlo desde la soledad que habitamos.
Un fuerte abrazo

Verónica Cernadas dijo...

me encanta